¿Quieres sacar mejores fotos con tu smartphone? Prueba los siguientes 10 trucos

Cada nueva generación de smartphone viene con mejores cámaras, aumentando la resolución de la foto.  Las diferentes marcas van añadiendo más lentes, mejor almacenamiento y mejores algoritmos que hacen que tus fotos sean excepcionales.

Si tienes un smartphone con una buena cámara, no te puedes perder los 10 trucos profesionales para sacar las mejores fotos.

Trucos para sacar las mejores fotos con tu smartphone

1. Empieza limpiado las lentes

Antes de empezar a disparar asegúrate de que las lentes de las cámaras pero el teléfono están impecablemente limpias.  Di basta a esas fotos con neblina.

No utilices tus tejanos para limpiar las cámaras, utiliza algo mejor para el trabajo. La ropa de algodón es un buen candidato, pero con el tiempo puede acabar rayando el objetivo.  Te recomendamos te limpies las cámaras con una gamuza para limpiar las gafas, o un paño de microfibras.

2. Utiliza la cuadrícula para enmarcar

Sacar buenas instantáneas te queda algo más que una mente creativa.  Afortunadamente puedes utilizar funciones de tu cámara para hacerte la vida más sencilla.  Tu mejor amiga: la cuadrícula.

La cuadrícula se muestra en la previsualización de la foto en tu pantalla, y te puede servir de guía visual para componer una imagen perfecta.

Si utilizas un iPhone puedes activar la cuadrícula visitando el menú de configuración, seleccionando cámara, y por último activando la cuadrícula.  Si por contra utilizas un Android, puedes activar la cuadrícula  navegando hasta configuración, aplicaciones, cámara, y por último seleccionando mostrar cuadrícula.

Ahora que puedes ver la cuadrícula en la pantalla de tu teléfono, te resultará más sencillo el componer la imagen que quieras, y asegurarte que en la foto aparece solamente lo que tú quieres.

3. No utilices el zoom digital

El zoom digital es un inventazo si quieres ver algo que esté lejos de ti en tu pantalla, pero para echar una foto perfecta te va arruinar el resultado.

Cuando echas una foto con zoom digital tu teléfono saca una foto normal, amplía el detalle donde hayas hecho el zoom, y te presenta el resultado como la nueva foto.  Es por eso que las fotos con zoom digital tienen ese aspecto granulado, además de una peor resolución.

Si necesitas hacer fotos a objetos a distancia, te recomendamos que utilices un kit de accesorios de lentes para tu teléfono, así ampliarás el zoom óptico de las lentes de tu teléfono.

4. Utiliza luz natural siempre que puedas

La linterna LED de tu teléfono te hace un flaco favor, no importa cuánto practicas la pose.  La luz de la linterna o Flas de tu smartphone es un único punto de iluminación, que hará que tus imágenes luzcan con colores poco balanceados, y la luz difuminada desde un único punto.

En lugar de depender de una linterna a tu teléfono te recomendamos que busques luz natural siempre que sea posible.  Si no tienes suerte encontrando un espacio con buena luz, o si el día no te ayuda con el sol, siempre puedes buscar alguna fuente de luz adicional. Algunos tocadores de maquillaje incluyen fuentes de luz perfectos para los selfies.

Como último recurso puedes utilizar la luz del flash de otro teléfono para crear un efecto de luz más consistente, teniendo dos puntos de luz separados.

5. Cuidado con el almacenamiento

Los servicios de almacenamiento en la nube, como Google Photos o iCloud, son geniales para guardar toneladas de fotos sin complicarte la vida. Quizás deberías saber que algunos de estos servicios reducen automáticamente la calidad de tus fotos, para optimizar el espacio.

Si estás dispuesto a sacrificar la imagen de calidad por tener más almacenamiento entonces siéntete libre de utilizar los servicios de almacenamiento en la nube. Si por contra, quieres tener copias auténticas hasta el último píxel, o si simplemente aprecias las fotos de calidad por encima de cualquier otra cosa, guardarlas en el formato original es lo suyo.

Si te haces fotos para aburrir, lo mejor será que consideres un servicio mensual para copiar todas sus fotos de alta resolución.

6. Estabilízate, o usa un trípode

Estás revisando las fotos que has sacado cuando te das cuenta que una gran mayoría parecen un poco borrosas, ¿qué demonios está pasando? Te presentamos el accesorio definitivo: el trípode.

Seguro que piensas que tu pulso es excelente, pero te aseguramos que nada es comparable con la versatilidad de un trípode.  El tener un trípode abre un mundo de nuevas posibilidades, de nuevas técnicas de fotografía, largas exposición, Time Lapse, fotos en entornos oscuros, light-painting o lo que puedas imaginar.

Existen muchísimos trípodes diferentes para smartphones, la mayoría además sirven para varios modelos del teléfono. Hay algunas carcasas que ya traen incorporadas accesorios para poder montarlos en un trípode.

7. Aléjate sin limitaciones con un disparador remoto

Todos hemos pasado por la mala experiencia de programar el disparador automático del móvil, darle al play, y correr para posicionarnos en el centro de la foto. Los resultados son… bueno de aquella manera.

Existen accesorios como el disparador remoto, que se trata de un botón que puedes apretar a distancia, mandando la señal de captura a tu teléfono. Éstos disparadores ocupan muy poco y se conectan por Bluetooth.

Es una inversión pequeña, pero que da sus frutos.

8. Háblale a tu smartphone

Los teléfonos móviles traen de serie asistentes de voz, que están escuchando constantemente, esperando que les mandes una orden.  ¿Por qué no utilizarlos para sacar un selfie?

En teléfonos Android le puedes preguntar a Google Assistant que te saque una foto, selfie, o una imagen con tiempo de espera.  Algunos teléfonos van más allá, como el Pixel que puede detectar automáticamente el mejor momento para sacarte una foto, utilizando su inteligencia artificial para detectar la expresiones faciales.

Los iPhone también tiene esta funcionalidad con el asistente de voz Siri.  Simplemente pregúntale a Siri que abra la aplicación de la cámara y que te eche una foto.

9. La exposición, esa gran desconocida

Los ajustes del tiempo de exposición pueden suponer la diferencia entre una foto increíblemente detallada en todo su esplendor, o una instantánea tristemente oscura.

Antes de hacer una foto presiona en tu pantalla el área que quieras utilizar como foco principal, tu teléfono ajustará la exposición a tu selección.

Si quieres un efecto un poco más artístico, o quieres dejar flipados a tus followers, hay un truco bien sencillo. Si quieres siluetas, presiona en el cielo en tu pantalla, así ajustará la exposición a la parte más brillante, haciendo el resto de la foto se vea más oscura.

10. El modo retrato funciona con luz

El modo de retrato es una pasada, estimula la sensación de profundidad, simulando el efecto de las cámaras profesionales.  Las fotos hechas con este modo suelen tener ese “algo” especial.

A todo el mundo le gustan las fotos que parecen sacadas con una cámara profesional, pero si abusamos el modo retrato puede resultar justo lo contrario. En ambientes oscuros el modo retrato suele producir resultados bastante desastrosos.

Asegúrate de usar el modo de retrato solo si tiene suficiente luz.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies